¿Cómo deben usarse los hisopos o copitos en los bebés?

¿Cómo deben usarse los hisopos o copitos en los bebés?

El uso de los copitos o hisopos para limpiar el oído de los bebés, así como en los adultos, se ha ido transformando, debido a que se ha evidenciado que introducirlos dentro del canal auditivo puede ser muy perjudicial, porque en lugar de limpiar, empuja el cerumen o cera más cerca del tímpano e incluso pude llegar a lastimarlo. 
Sin embargo, si los usas de la manera correcta los hisopos son un elemento que puede ayudarte a limpiar y secar no solo las orejitas de tu bebé, sino además otras zonas delicadas de su cuerpo. 

¿Cómo pueden ayudarte los copitos para limpiar a tu bebé? 

Los copitos pueden ayudarte a secar y limpiar la parte externa de los oídos de tu bebé, ya que al ser de algodón son muy delicados y te facilitarán quitar el exceso de cera. Hazlo durante el baño, ya que, de esta forma podrás limpiar residuos de agua y jabón, siempre con movimientos hacia fuera y con mucho cuidado de no lastimarlo. Recuerda, nunca introducirlos en el canal auditivo
Es importante que sujetes muy bien la cabeza de tu bebé cuando estés usando los copitos, para evitar accidentes, porque, aunque lo estés usando solo para secar y eliminar residuos del exterior de su oído, cualquier movimiento puede hacer que se introduzca en la parte interna y lo lastime. Por eso, debe hacerse cuidadosamente pero no debe tomar mucho tiempo para que no se tu pequeño no se canse.  

Otro tipo de usos:

Los copitos pueden ayudarte a limpiar otras partes delicadas de la cara y el cuerpo de tu bebé, al estar fabricados 100% en algodón natural, son muy suaves y absorbentes, sin dejar residuos, por lo que pueden ser útiles para secar o limpiar pliegues de su piel como en las zonas del cuello y las articulaciones. 
También, son muy útiles para limpiar su ombligo con un poco de aceite o te ayudan a limpiar su nariz para retirar algunos residuos, es importante que al igual que en los oídos nunca los introduzcas en la parte interna de sus orificios nasales. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.